Contador de Visitas

000091889

La Academia en Facebook  La Academia en Twitter  

    

Cómo llegar

SUCESOS LIBERTARIOS EN 1817

Image and video hosting by TinyPic

 

Estamos ad portas de la magna celebración de los 200 años la Batalla de Boyacá- 7 de agosto de 1819  en la que se logró la libertad de la Nueva Granada y despejó el camino para la libertad de América.

Parce muy temprano para pensar en esa celebración que no es solamente la celebración de una batalla memorable, sino la conjunción de una lucha independentista y libertaria iniciada en 1810; pero desde ya debemos  prepararnos para la celebración, conociendo los muchos acontecimientos civiles y militares que le antecedieron en los años  inmediatamente anteriores.

En 1817 Bolívar libraba en Venezuela las más  bravías batallas, convencido de que la libertad de su país se lograría plenamente libertando la Nueva Granada .Mariño convocaba el congreso de Cariaco, desafiando a Bolívar, y Manuel Piar fue fusilado por insurrecto, consolidando así la autoridad del Libertador. El l4 de julio, en Casacoima,  se vio en inminente peligro, de morir o caer prisionero. Cercados por el enemigo, Bolívar y sus compañeros o tuvieron más alterativa que arrojarse al estero. Cuando salieron, El Libertador, como si sufriera de fiebre muy alta, empezó a hablar de la libertad de la nueva Granada, la conformación de la Gran Colombia, y de su marcha triunfal sobre el Perú, hasta el Potosí. Era tal su entusiasmo, que sus acompañantes pensaron que había enloquecido. Es el llamado “Delirio de Casacoima”

En la Nueva Granada, después del baño de sangre de 1816, la historia registra el fusilamiento de Anselmo Leyton en Lérida, y Policarpa  Salavarrieta, la Pola, en Santa Fe. (14 de noviembre)

Se atizaba la lucha entre criollos y realistas; aparecieron  las guerrillas, de las cuales fue especialmente activa en Casanare la de los hermanos Ambrosio y Vicente  Almeyda. El 13 de noviembre ocupan a Tiribita y ejecutan a 18 realistas. Entran a Chocontá con 300 hombres. Los Almeyda encendían el espíritu  contra el opresor; el 19 de noviembre se levantó el pueblo de Ubaté, al grito “Viva nuestro generalísimo Bolívar. ¡Mueran los chapetones, ladrones!”  Continúan el 21 hacia otros pueblos de Cundinamarca. Cundió el pánico en Zipaquirá y Sámano dio orden de salir al encuentro de los Almeyda y exterminarlos. Fueron derrotados y huyeron hacia los Llanos. Finalmente se integraron al ejército de Bolívar. Los realistas  los ahorcaron simbólicamente, ahorcando un muñeco. Juan José Neira fue hecho prisionero, pero cuando lo llevaban a Bogotá para fusilarlo se arrojó por el Volador de Machetá, quedando milagrosamente con vida. Después se incorporó al ejército patriota.

La publicación realista, La Gazeta de Santafé, aparece por última vez: había comenzado a publicarse en 1816, formadora de opinión especialmente entre la dirigencia. Esta publicación contenía noticias de España, la Santa Alianza, los triunfos de la guerra pacificadora contra los criollos. Su propósito era afianzar la autoridad del Rey. Publicaba también un suplemento científico.

Se arreglaron los caminos, muchas veces con trabajos forzados a los que fueron sometidos  los patriotas; se impulsó la vacuna contra la viruela.

En Antioquia gobernaba Vicente Sánchez Lima, quien en ningún momento cometió los excesos que se vivieron en el resto del país. Tenía un gran concepto de  los antioqueños, al que consideraba un pueblo laborioso. No hubo ejecuciones, y la provincia vivió en relativa paz. Se le critica que en una época de dolor para la Patria, hubiera obligado a asistir a un baile oficial a las damas viudas de próceres, o cuyos maridos estaban encarcelados o cumpliendo trabajos forzados.

En el resto de América, seguía la lucha libertaria. Chile logró su libertad a comienzos de 1818.

Socorro Inés Restrepo

 Presidente de la

Academia Antioqueña de Historia

 

Medellín, febrero de 2017